el autor.

Soy Gabriel Santillán, nací en Rafaela (Santa Fe - Argentina). Tengo una hermosa famlia y desde el 97 el periodismo se ha transformado en una vocación que abrazo con todo profesionalismo. Pasé por LT 28 Rafaela Argentina (97-03) en el prestigioso "Estadio 28” y por FM Fantasía. Luego por Radio "El Espectador" entre (2008 -2010). En 2011 me uno a "UNIRRED Rafaela" hasta 2016 . En la actualidad escribo una columna en la prestigiosa web www.infoatletico.com.ar

Pages

jueves, agosto 11

Paciencia, son los que están, es lo que hay.

La bitácora de esta tediosa espera por el reinicio del fútbol gana en carillas todo el tiempo, hay poco por agregar del día a día en materia de novedades, los refuerzos de real envergadura aunque suenen no llegan… no llegan, y no llegarán, todo sabido, nada nuevo bajo el sol.

Entonces es momento de posar los pies sobre la tierra, pero de manera firme, tarea nada fácil para el hincha al que le encanta soñar con ser campeón siempre, habrá que empezar a ver al primer equipo como tal. Este equipo será el que asuma las responsabilidades y ponga la cara para la cachetada final o para la foto del milagro. Es hora de dejar de verlo como un equipo de vecinos, que no nos pertenece, este será el Atlético de todos, el de toda la vida, el que ahora no tiene nombres rutilantes ni muchos pibes que prometen romperla toda, es lo que hubo en los últimos tiempos, es lo que habrá en un futuro no muy claro, en definitiva, ES LO QUE HAY. En ese contexto habrá que empezar a mirar con mucho cariño a Fernado Luna, que juega bien, habrá que poner optimismo para esperar por Teo Paredes y Gastón Campi, habrá que quererlo y mucho a Ramiro Costa, dueño de movimientos interesantes en la proximidad al arco y gestos esperanzadores en los previo, habrá que retomar el romance con la prestación de Oscar Carniello y su siempre valioso aporte, habrá que evitar comparar a Hoyos con Werner o cualquier otro arquero surgido del cántaro albiceleste de cancerberos, y para los menos pacientes, hasta habrá que ver con buenos ojos la presencia del resistido apellido Abero en la planilla.
No debería haber decepción por la no llegada de jugadores encumbrados a barrio Alberdi, debiera haber aceptación para los que vinieron, para los que dieron el sí con sus motivos a cuestas, una oportunidad, un desafío, una entrada al fútbol grande, casi todos lejos del sentido de pertenencia, aún así, debiera ser aceptación y punto.
¿Y con el paladar futbolero?, ¿qué hacemos?, bien, los siempre exigentes plateistas deberán pasar por una sesión de spa unas horas de caminar a paso apurado por Primera Junta antes y ayudar la terapia con alguna que otra plegaria, ¿yoga?, ¿por qué no?, todo servirá para acompañar a un grupo conformada por algunos buenos jugadores con apetito de gloria y con varios jugadores, ¿un centenar?, que ante la propuesta de “la crema”  prefirieron otros rumbos al supuesto seguro destino de cadalso.

Dicen que la gran virtud del hincha es “aguantar los trapos”, y para ello aparecen varias lecturas, no faltar nunca a la cancha, cantarse todo, bancar a los buenos y a los otros, incomodar al referí, y tantas otras a la que me animo a decir que el hincha de Atlético deberá sumarle una opción más, PACIENCIA, armarse de mucha paciencia ya que parece que allí estará la gran virtud de un torneo que deberá ser acompañado por una permanente relajación Zen. Ser paciente será el desafío, y como dicen los españoles, “a por él”.

lunes, julio 11

Ganó 7 a 0 un partido que nunca fue tal

                                                                                                  Comentario publicado en www.infoatletico.com

Por Gabriel Santillán – Nunca hubo partido, jamás, siempre fue más, por jerarquia capacidad o errores del rival, en ningún momento de la tarde el previsible resultado estuvo en dudas, por momentos vimos un monólogo, un solo con un resultado que pudo ser mas amplio.
El partido que no fue, episodio I
Los hinchas de Atlético se arrimaban al estadio como quien se le anima a ver un amistoso solo para cortar la tarde. Los hinchas de Sarmiento caminaban con las pulsaciones a mil rumbo al partido de su vida. Diferencias de un partido tan desparejo como pocos, o como ninguno.
Hubo tiempo para la aparición de la Crema a escena con un marco escaso para tarde de feriado y para la inusual foto de titulares más suplentes que inmortalizó Sarmiento, será un mural que tiene un lugar asegurado en el sector mas caro a los sentimiento del club en la secretaría.
El partido arrancó con Atlético midiendo a su rival, raro, sin profundizar, privilegiando el toque seguro pero lateralizando o hacia atrás. A los 10′ la primera aproximación, y fue para Sarmiento desde un tiro de esquina que se perdió en la nada, y unos instantes después con un remate desviado de Castellano la Crema se metió en el partido. La máquina empezó a producir, un buen centro de Pussetto y Albertengo que no conectó por milagro en el arco de Víctor Manuel. El partido ya era algo vacío a esa altura de la tarde, pero apareció Mateo Castellano rompiendo y encarando hacia adelante, algo que no había mostrado Atlético hasta allí, Albertengo remató cruzado y ante la floja respuesta de Merke apareció Gudiňo para acariciarla contra el primer palo casi desprotegido y poner el cantado 1-0.
Cerca de la primera media hora Merke sacó un remate con destino de gol de Pussetto que se abrió camino en el área y sacó un bomba que detonó en el cuerpo del arquero, permitiéndole al uno lucirse como posteriormente ante Borgnino. Atlético, casi como por inercia, tan solo respondiendo a la lógica de diferencias indescontables, terminó el primer tiempo inclinando la balanza. Así encontró el segundo, por un recupero de una propia pérdida por Gudiňo con una notable asistencia posterior para que Pussetto grite su gol con la complicidad de Wepler en el desvío, 2-0. Albertengo también marco su gol para el 3-0, cuando la primera mitad se iba y la cruz se tornaba cada instante mas pesada para Sarmiento.
Mateo Castellano no tuvo problemas para marcar la lógica distancia existente entre los tan desiguales contrincantes, había que hacerse cargo de llevar adelante la diferencia con naturalidad y él lo logró, Pussetto lo acompañó de manera intermitente aunque eficaz y suficiente. Muy poco de Sarmiento, casi sin presencia de Barcos, y tan sólo con un poco de espíritu combativo para disputar el juego en la mitad mientras hubo piernas, Merke de buen nivel, se encargó de evitar que las diferencias sean escandalosas ante el pitazo final con el agregado de una pésima noticia, tan solo se había ido la primera mitad de esa historia de cenicientas que dejó de ser el premio del que tanto se habló para pasar a ser una auténtica pesadilla.
El partido que no fue, episodio II
Reaparecen los equipos, segunda parte del desigual partido, la gente le regala a Axel Werner un caluroso recibimiento para reconocerle su llegada a la selección en medio de la meteórica carrera que le toca vivir, fue aplauso y mimo, ¿fue un hasta luego?, ¿fue un adiós?.
El juego mostró la continuidad del cierre del primer episodio, Atlético controlándolo todo y Sarmiento padeciendo un tormento tras otro, Barcos tuvo una chante de uno contra uno y fue hasta Werner que envió al córner. Pero el espejismo duró lo que aquella ilusión y Abero envió al area un centro preciso que era medio gol de Borgnino o de Pussetto, fue de Nacho que con un frentazo pulido puso el 4-0.
Los cambios no cambiaron, Sarmiento siguió siendo el testigo presencial de su propia derrota, y Atlético cambió para seguir creciendo en la tarde, como corresponde, sin piedad ante la disparidad. Salió Nacho Pussetto, goleador, incontenible, endiablado, Llop le permitió a gente arroparlo en aplausos, fue aplauso y mimo, ¿fue un hasta luego?, ¿fue un adiós?.
En el monólogo celeste hubo un penal sobre un recién ingresado Ramiro Costa (tomen nota de él, buena aparición), que Morales ejecutó con calidad y sapiencia para el 5-0. La función tuvo una perlita, un gol de Primera División, desnivel individual de Gudiño (buen trabajo) con centro pasado para que Morales la vuelque al punto del penal y Ramiro Costa la envíe al fondo del arco tomándola con los cordones de aire, 6-0. En el cierre del partido que no fue, Morales coronó una buena gambeta paralela al cuadro mayor y desde un remate maravilloso la colgó de un ángulo de Merque que poco pudo hacer con su gente a sus espaldas recibiendo la estocada final, 7-0.
La disimilitud era tal que había que ponerla en números, en estos números, inapelables, lejanos a la polémica, quitándole líneas a toda crónica, sin darle lugar a que asome ningún fantasma de esos que se aquerenciaron en Alberdi. Costará explicar que el arquero Merke fue el mejor de Humboldt a pesar del doloroso score, costará explicar lo difícil de extraer algún jugador con méritos interesantes en Sarmiento. Costará como explicar que Atlético tuvo errores en Paparatto, que por momentos Serrano se mostró atado y Godoy cierra como cada fin de semana en Primera, a pesar de ello sobró con la jerarquía de Werner, la presencia de Castellano, el esfuerzo y participación de Albertengo y el trabajo notable de Pussetto.
Había que ganar, para reencontrarse con la victoria, algo nada fácil de conseguir, para amigarse con el césped del Monumental, para cumplir con lo incómodo del trámite y para avanzar en una copa que puede dibujar una sonrisa en épocas complejas. Gran victoria, para seguir trabajando, rodando, armando el equipo y esperando la llegada de más voluntarios para dar una mano en la dura travesía que se avecina.

jueves, julio 7

Hay un nuevo desafío, bienvenido!


Hola a todos, me pone muy contento el encontrarlos nuevamente aquí, un lugar tan cálido y lleno de satisfacciones para mi, desde hoy me sumo a www.infoatletico.com , respondiendo a una invitación de Diego Oviedo, estoy muy contento por ello y en verdad espero poder seguir conociendo gente y acercándome a través de las redes a muchos otros que comparten esta misma pasión.

Los espero aquí, como siempre, más allá de alguna intermitencia, a cada momento, y desde hoy tambien nos leemos y escribimos a través de www.infoatletico.com.ar 
  

Lejos del Milagro


¿Qué puede pasar en el partido?, porque habra un partido, nada cercano a lo extraño, casi me animo a firmarlo, claro, es que es fútbol y el "casi" no puede faltar  como en ningún otro deporte, porque semejante distancia en el punto de partida de cada uno sería sinónimo de resultado puesto, casi como aquí, casi, donde el milagro avisa que no acudirá a la cita en calle Dentesano.

Segui leyendo en ... http://infoatletico.com.ar/index.php/2016/07/07/lejos-del-milagro/

lunes, julio 13

Atlético, un final para el olvido ante Lanús.

3-0 en el Sur - Con goles de Román Martínez -en su debut-, bicho Aguirre -de penal-, y Sergio González, todos en el último cuarto de hora, el equipo del sur del GBA se hizo fuerte en su cancha y lleva cinco partidos sin caídas. Así, el Grana llegó a 24 puntos y se anima a pelear. Atlético sigue en el fondo, con apenas 12 unidades.

No soy de los que esperaban mucho de esta re aparición en escena del equipo del jefe Astrada, es que ante todo Atlético no pudo escapar a la media del mercado de pases donde las incorporaciones tardías fueron el común denominador, y en ese eje comienza a entenderse todo, la crema como pocos necesitaba de refuerzos que aporten un plus a un equipo limitado en muchos aspectos, el futbolistico sobre otros. La vara de las espectativas estuvo situada por debajo de lo que uno espera de un equipo de primera división. Pero no logró sortear la exigencia, insisto, mínima.
Atlético no jugó bien ante un no del todo convincente Lanús, dependiendo de un flojo Román Martinez, flojo, pero importante en el marcador, ¿por qué?, porque Atlético no deja de generar motivos de preocupación, no está bien por donde se lo mire, es colista y el equipo que más goles recibió en la competencia.El equipo de Astrada se asomó a la noche del sur del GBA para mostrar una idea conservadora, sin tomar demasiados riesgos, pero apoyándose en el orden como gran bandera, y desde allí le impidió al granate escalar en el terreno y en sus pretensiones. En el fondo se mostró bien el uruguayo Martinez y mas adelante Bastía junto a Castellano en su debut apuntalaron ese tridente con capacidad para jugar (Ferreyra – Rojas – Puseto) que terminó no jugando jamás para un solitario Yomini.Hasta el minuto 75 no paso nada de nada, aúnque el negocio lo hacía Rafaela, pero allí llegó una rápida contra de lanús que encontró a Kruspzky  cerca de la mitad de la cancha dejando un vació bien aprovechado en su zona por Di Renzo quien empujó al error a Ré deribando en una habilitación para el primer grito por Román Martinez (1-0). Hubo un penalazo de Ré para que el Bicho Aguirre grite (¿grite?) el 2-0 y hasta una larga contra, otra vez por la zona del endeble Kruspzky para que Sergio Gonzalez convierta la noche en una inesperda goleada granate.75 minutos sin ambición aunque sacando el rédito del resultado, aunque con 15 minutos finales de terror, para el olvido, con desatenciones, desacoples y escases de rebeldía para repeler a un Lanús que pegó primero y pegó dos veces, pegó tres y casi cuatro, preocupante, muy preocupante.
Viene una larga semana de trabajo esperando por uno de los partidos especiales, ante River, en Rafaela, con mucho por arreglar, con un plantel por terminar de confeccionar y con temas en la mochila de las preocupaciones de un Astrada que no viene bien y que por momentos se mostró como un equipo que intentaba alejarse de la pésima imagen del primer semestre, solo que en otros amenazó con empeorarla.

viernes, julio 18

Instrucciones para escribir una gran historia.


Lo llamaban equipo chico para herirlo, y desde un ángulo absolutamente folclórico - deportivo en gran parte tenían razón, no estaba mal, pero lo de equipo chico murió ahí.

La historia es el camino, es el transitar por un sitio no siempre conocido que a cada paso exige una respuesta nueva que ayuda a desentramar lo siempre complejo que atesora el fútbol. Transitar ese camino es recorrer momentos victoriosos, felices, momentos que llenan el alma, pero también encierran lo otro, el sufrimiento, la bronca, todo aquello que se dice “curte” al hincha, lo hace crecer , lo eleva, lo maltrata también. Lo difícil del alcanzar los sueños es andar el camino, porque en el camino está la historia, porque a la historia no la escriben los que ganan, solo la escriben los que caminan.
Hacer la historia es tarea que pocos pueden llevar adelante, hacer la historia es poner un ladrillo sobre otro y construir una enorme muralla o una endeble pared dependiendo de la calidad de cada uno de los elementos que la compongan, es tarea nada sencilla proveer a esa construcción de piezas sólidas y perdurables, es tarea compleja, porque la tarea encierra compromiso, madures, honestidad, y claro, como hablamos de fútbol, la tarea de armar la historia necesita de un camino con resultados, como dije, de los unos y los otros. Es que los ascensos, la reválida, las victorias sobre los grandes, los abrazos en el Monumental de Alberdi no serían lo que son si no se tratasen de cicatrices por tanto de lo otro, una derrota en una oficina donde simplemente la moneda cayó del lado de la soledad, o las tardes de La Plata, o el sufrimiento por Gabi Airaudo, o jugar 90 minutos en el filo del abismo en Rosario. Jugar ese partido fue subirse al escenario grande, elevarse por sobre el resto para afrontar un duelo inédito, siempre aferrado a un sueño que no se quería dejar escapar, jugar ese partido fue hacer ese “toro” del que hablan los artistas, porque no había antecedentes en el camino, no había en la historia instrucciones para consultar, solo un terreno de juego y dieciocho corazones dispuestos a latir hasta el final por el solo y gran hecho de QUEDARSE EN PRIMERA.
Fue un partido al que no le falto nada , un partido inimaginable , un partido armado a través de una gambeta al reglamento que permitió espectadores donde no debía haberlos, esa mirada desviada de los irresponsables de seguridad hizo que en una de las menores consecuencias de esa aberración llamada organización Atlético sea en materia de acompañamiento de simpatizantes infinitamente menor a “ellos”, había un cremoso cada seis sabaleros pero la aguja no se movió, porque sólo se trató de una sensación de desventaja. Ellos se rieron y mucho en la espera, y cantaron “equipo chico…” para herir, no importó, adentro Atlético estaba muy bien, de cabeza levantada y pulso de cirujano, de corazón caliente como aquel guerrero que quiere la cabeza del rival, y de mente fría para lograrlo, adentro hubo uno solo , adentro solo jugó Atlético, Conde con el Caio Marino asegurando el cero, Hugo Querini habló y apuntaló todo para que Erramuspe y Garcé no fallen jamás, Bastía , Fissore y Alfaro se comieron la mitad de la cancha, porque lechuga estuvo allí, yo lo vi, vi cuando la pelota quemaba y Marcelo Lopez jugaba, vi que Horacio Rafael Pucheta se las cobró todas juntas y hasta le gritó el gol que hicieron junto a Depetris en la cara a Lalo Vega, vi que se asustaron cuando se movía el flaco Riberi para entrar, por si hiciera falta, sólo por eso.
Lo llamaban equipo chico para herirlo, y desde un ángulo absolutamente folclórico - deportivo en gran parte tenían razón, no estaba mal, pero lo de equipo chico murió ahí. Ese sábado en arroyito y bajo un sol que caía como una lanza Atlético lo hizo, rompió una par de hojas de la historia, porque el transitar un camino tan adverso de manera triunfal lo imponía, había que escribirla de nuevo, es que el equipo chico dejó de serlo, es que la piedra fundacional está colocada, es que la historia grande se comenzó a escribir, y la página que habla de la noche en que las luces se apagaron en el 15 de Abril, y los ascensos, los goles de Gonzalo , las atajadas de Sara, las grandes movilizaciones hoy tiene compañía. Fue la tarde en la que en la cuna de la bandera jugaron Colón y Atlético “por la madre” y ganó Atlético, y debajo, pongan lo que quieran.

La historia es ese camino que se transita, el que te engrandece o te quita del medio dejándole el lugar a otro. La historia es ese andar que permite un día detenerse y al mirar retrospectivamente encontrar algo, un contenido, las huellas de los hacedores, el esfuerzo de un grupo que incluye hinchas, jugadores y dirigentes, todos con el mismo destino vencedor. Este Atlético atravesó los aros de fuego que solo atraviesan los llamados a ser grandes, un sitio donde no pesan las copas, ni la cantidad de gente que convocas aquí o allá, allí solo importa caminar hacia el sueño de crecer, allí solo importa andar el camino que bien anda Atlético, el camino para escribir la gran historia.

domingo, octubre 13

Atlético de Rafaela y una localía sin fisuras.


Y Atlético sumó otra victoria más en el certamen, le ganó a Argentinos un partido realmente duro, complicado, por un segundo tiempo favorable al equipo de Caruso desde donde se lo mire. Es que un partido de "gol gana" Atlético ya lo había encaminado en la primera mitad por una notable producción futbolística y por aquel el grito de Ferreyra. La zona del descenso parece quedar lejos para la crema que manda en su casa y no para de ganar.


Atlético venía de ganarle a Racing, además haciéndolo de una manera clara y contundente más allá del mísero uno a cero. Pero en realidad ello no dejaba de transformar el partido en una exigencia importante en casa, aquella victoria ante la academia no lo eximía a Atlético de tener que ganar, porque se sabe que la cosecha importante se debe conseguir en casa, en un torneo de 38 fechas como juega Atlético cada punto vale, pero los que disputa en casa son lo que apuntalan el promedio, ¿y los que obtiene fuera de Rafaela?, valen doble, pero son nada sencillos de conseguir. Para que la victoria ante Racing “valga seis" puntos había que ganarle a Caruso. Y lo consiguió.

Atlético jugó un notable primer tiempo, con el regreso al esquema de cinco defensores aunque bien flexibles, Erramuspe - Garcé - Niz son la columna de defensa que acopla a Eluchans y Rodales por las bandas sin problemas. Esto le permite a Ferreira trabajar muchos más entre los atacantes que entre los medios, y allí marcó una diferencia, usufructuando su posición de avanzada para marcar el único gol del partido en una jugada de largo control de balón para encontrar a Albertengo en la media luna del área que "pifia" mediante habilito a Ferreira que definiendo de "una" puso a su equipo a ganar. Atlético debió aumentar. Fue mucho más que ese previsible Argentinos que solo le enviaba centros a los altos del ataque, Boyero y Miranda, que por arriba no marcaron diferencias y por abajo no aparecieron.

El segundo tiempo fue del bicho de la paternal. Los ingresos de Naguel y Keko Villalba le dieron otra idea de juego a Argentinos, por que los recién ingresados se sumaron a Gomez y la cosa cambió de color. Atlético no lo pudo contener jamás, no pudo descansar en el ingreso de Fede Gonzalez en el ataque, no encontró en Bastía al de la primera mitad equilibrando el juego. Ferreira fue llamado a trabajar en la recuperación y ahí ya es aquel que preocupa, que no aporta. Atlético fue de más a menos y solo lo paró a Argentinos por un Conde impecable, nada más. El resultado maquilla, se torna esquivo respecto de una realidad que mostró al equipo de Burruchaga sin poder sacar las manos en todo el segundo tiempo. Pero esto es la selva, aquí se debe sobrevivir sumando y Atlético parece que ya sabe como subsistir, al menos eso parece en tiempos donde todo marcha sobre ruedas y la tabla habla de un equipo con aire, hoy por hoy, con mucho aire, a tal punto que se da el lujo de jugar sin uno de los pocos jugadores con capacidad de desnivelar como lo es Depetris que deberá seguir esperando (hasta que las urgencias los impongan)  .

Charlando con Caruso ( foto Ariel Heideggen) .
En el cierre de la "transmi" la charla con Caruso por Red Del Plata, un interesante mano a mano que proponíamos por la radio líder en transmisiones deportivas de la ciudad de Rafaela.



Síntesis
Atlético Rafaela: Esteban Conde; Andrés Rodales, Alexis Niz,    Ariel Garcé, Rodrigo Erramuspe y Juan Eluchans; Diego Ferreira,  Adrián Bastía y Cristian Canuhé (78' Depetris); Lucas Albertengo (70' F. González) y Diego Vera (86' Zbrum). DT:  Jorge Burruchaga.
Argentinos Juniors: Pablo Migliore; Julio Barraza, Franco  Flores, Leonardo Sánchez y José Luis Palomino; Rodrigo Gómez,  Walter Serrano, Matías Mirabaje (55' Villalva) y Cristian Maidana (55' Nagüel); Osvaldo Miranda (76' Becerra)  y Hernán Boyero. DT: Ricardo Caruso Lombardi.

Gol: 
 32' Ferreira (AR).

Expulsado:
 90' Sánchez (AJ).
Arbitro: Germán Delfino.
Estadio: Nuevo Monumental. 

domingo, octubre 6

... Y una noche el grande fue Altético de Rafaela.



Le ganó 1 a 0, con gol de Vera (foto), de penal.“La Academia” volvió a dejar una mala imagen ante su gente. Sumó otra derrota que lo mantiene sin victorias y con apenas 2 puntos luego de 10 fechas disputadas. El equipo se retiró bajo una lluvia de insultos. Y aquí lo más importante para Rafaela, Atlético jugó a lo grande, fue más que un nervioso y siempre ansioso Racing. Albertengo se comienza a instalar como revalación de la competencia.

Camino al estadio nos enteramos de la ausencia de Rodales, más allá del aporte que realiza este futbolista y algo que algunos podrían catalogar de "pérdida" para el partido yo me animaba por Red Del Plata Rafaela a decir que había una gran noticia en la espera, y se trataba de la presencia de Depetris, "Roly" no puede estar fuera de este equipo, y a lo largo de la noche se encargó de dejarlo en claro una vez mas. Diego Vera convirtió el único gol del partido de penal a los 37 minutos para el equipo que dirige Jorge Burruchaga. El estadio estuvo toda la noche en llamas por la presión de la gente que estalló en el final.

Racing: Sebastián Saja; José Luis Goméz, Fernando Ortíz, Matías Cahaís y Angel García; Bruno Zuculini y Agustín Pelletieri; Mario Reguerio, Mauro Camoranesi y Rodrigo De Paul; Luciano Vietto. DT:Carlos Ischia. A. Rafaela: Esteban Conde; Joel Sacks, Ariel Garcé, Rodrigo Erramuspe y Juan Eluchans; Andrés Rodales, Diego Ferreira, Adrián Bastía y Cristian Canuhé; Lucas Albertengo y Diego Vera.

Presencia en el Cilindro de Avellaneda
Estuve en el mítico estadio de Avellaneda para comentar por Red Del Plata Rafaela la gran victoria de la crema, aqui les dejo la foto que retrata ese momento. Un abrazo.


domingo, septiembre 22

Velez no tuvo piedad y aplastó a Atletico de Rafaela.


Fue la noche del regreso a Liniers de Mauro Zarate, en todo sentido, un jugador de alto nivel y marcada jerarquía, todo el nivel y jerarquía que en Rafaela escaseó. ¿Hubo un error en la apuesta táctica por parte de Burruchaga?, para mi sí, no me quedan dudas, ni Burruchaga ni magoya me convencen de que Garcé podía ser libero de una defensa de tres con dos laterales que se suman (no siempre de manera coordinada) en la "estancia" de Liniers.
Atlético se defendió en Liniers como en Rafaela y lo pagó caro.

Vélez goleó como local por 4-1 a Atlético Rafaela en el cierre de la octava fecha del torneo Inicial y se acercó al lote de punta de ese certamen en el que acumula 12 puntos. Además, se dio el regreso goleador de Mauro Zárate en el Fortín.

Lucas Pratto, a los 21 minutos del primer tiempo, y Fabián Cubero, de cabeza a los 29 de esa misma etapa, adelantaron a un elenco conducido por Ricardo Gareca que amplió su ventaja en el segundo tiempo a los 16 con un tanto de Mauro Zárate, a quien Esteban Conde le contuvo un penal en el cierre del primer capítulo, y a los 46 con una conquista de Leandro Desábato. Federico González, reemplazante de Cristian Canuhé en el segundo tiempo, fue el autor del descuento para el conjunto de Jorge Burruchaga a los 18 de la segunda mitad.

jueves, agosto 8

Lanús se vió soprendido por Atlético y cayó en Rafaela










Atlético le ganó un difícil partido a Lanús, su rival tenía una carta de presentación que derramaba optimismo y buena proyección. Lanús es un equipo que sostuvo su base y a eso le sumó refuerzos de real jerarquía como lo son Santiago Silva y Lautaro Acosta entre otros. Atlético lo ganó con personalidad, lo perdía y supo revertir esa situación con gran solvencia. Superó la primera gran exigencia del año y la esperanza de prevalecer en primera está en marcha.

Atletico venía de empatar con All Boys y Lanús de golear. Atlético intentaba juntar gente para ir hacia la conformación de un equipo que aún no es y Lanús afianzar un elenco que se conoce en detalle y ahora con refuerzos de nivel. Atlético quería empezar a tejer una fortaleza en casa y Lanús dar un paso más hacia la idea de convertirse en un gran candidato. Atlético quería no perder y Lanús ganar. Sin embargo se cruzaron en la fría tarde de Rafaela y el fútbol una vez más lo emparejó todo. Ese ataque de tres hombres de Lanús jamás pudo con la defensa de cuatro albiceleste, aún cuando Niz debió reemplazar a Zbrun por lesión. Los centrales de Rafaela jugaron un gran partido, con Erramuspe indudablemente instalado entre las figuras de la tarde y Vera fue el factor de desequilibrio que el equipo necesita. En el medio del equipo de Burruchaga pareciera que hay cuestiones por ajustar de manera urgente, Ferreyra no gravita y aún con un Polaco Bastía de presencia importante no alcanza para la solidez.

La crema empezó perdiendo, por un gol de Silva por pelota detenida en una de las pocas llegadas granates al arco de enfrente y Conde volvió a no aportar seguridad en su estéril intervención. Pero inmediatamente lo igualó Vera por buena aparición de Depetris, y se puso en partido cuando parecía que se le complicaba el trámite del juego. En un rato lo pudo revertir con Vera encabezando un ataque que tuvo en el esfuerzo de Fede Gonzalez el puntal de la conquista, claro que la aparición de Rodales es decisiva para empujar a Marchesín a una intervención a medias que termina en Depetris y este anotando su primer gol en primera división. Rafaela tuvo personalidad para revertirlo y pasar de un 0-1 inesperado a un 2-1 de valor incalculable. También personalidad para administrar el trámite en el final, tuvo tranquilidad para manejar los tiempos y una madurez impropia de un equipo tan joven como este por estar en formación aún.

Atlético arranco ganando en casa, y eso es importante para sus pretensiones, el equipo parece mostrarse con el protagonismo que debe tener en casa para crecer, tiene argumentos, esta solido atrás, no tan mal en el medio porque Bastía hizo pie en barrio Alberdi, porque Depetris está muy bien más allás de lo flojo de Ferreyra en su aporte (¿cuánto tardará Fissore en volver a la titularidad cuando supere su lesión?), y como si todo eso fuera poco arriba cuenta con un Federico Gonzalez que irá creciendo y un viruta Vera intratable, intratable…

La ilusión está en marcha, la crema arrancó con el pie derecho ganándole a un gran rival que potencia la conquista de la tarde, es temprano, muy temprano en la competencia, pero el bajo perfil que muestra del grupo dentro del terreno ilusiona, es que el entrenador pudo armar su grupo, el que seguramente jugará como él pretende y eso hace pensar que el "sacador de puntos" llamado Burruchaga estará en su salsa. Ganó Atlético y ganó bien, ah, que no les sorprenda que en Buenos Aires mañana digan tan solo que perdió Lanús.

Síntesis del partido: 
Atlético Rafaela 2 - Lanús 1.
Estadio: Atlético Rafaela.
Árbitro: Juan Pablo Pompei.
Atlético Rafaela: Esteban Conde; Andrés Rodales, Rodrigo Erramuspe, Martín Zbrun, Juan Eluchans; César Mansanelli, Diego Ferreira, Adrián Bastía, Rodrigo Depetris; Federico González y Diego Vera. DT: Jorge Burruchaga.
Lanús: Agustín Marchesín; Carlos Araujo, Paolo Goltz, Carlos Izquierdoz, Maximiliano Velázquez; Fernando Barrientos, Diego González, Víctor Ayala; Silvio Romero, Santiago Silva y Lautaro Acosta. DT: Guillermo Barros Schelotto.
Goles en el segundo tiempo: 10m, Santiago Silva (L), 11m, Diego Vera (AR) y 22m, Rodrigo Depetris (AR).
Cambio en el primer tiempo: 14m, Alexis Niz por Zbrum (AR). Cambios en el segundo tiempo: 3m, Leandro Somoza por D. González (L); 17m, Jorge Ortiz por Barrientos (L) 33m, Lucas Melano por Acosta (L); 35m, Marcos Figueroa por F. González (AR) y 40m, Dimas Morales por Depetris (AR).