12 feb. 2009

Messi es Mara...villoso !


¿ayer en la noche de Francia, Messi se acordó de cómo jugar con la camiseta de la selección?, ¿se había olvidado?, en realidad no lo creo así.


Hace un tiempo atrás escribía en relación a la llegada de Maradona a la selección y me refería al gran desafío que Diego debía encarar, y allí me encontraba frente a una punta, quizas la llave, el secreto tan guardado que le sirva a la selección como vía de escape a ese momento de crisis futbolística que la ponía en un sitial sumamente incómodo, “devolverles el hambre a quienes ya no lo tienen” (leer en "SUGERIDO"), en realidad creo que de eso se trataba, haber si me acompaña, ¿ustede piensa que ayer en la noche de Francia Messi se acordó de cómo jugar con la camiseta de la selección?, ¿se había olvidado?, ¿o De Michelis o Heinze?, ¿o tantos otros?, en realidad no lo creo, lo que si tengo entre las certezas es que el mensaje de Diego llegó al corazón del futbolista consagrado y carente de ese apetito que se dice, es el que todo lo posibilita, o lo acerca al menos, ese apetito perdido por vaya a saber que motivo.

El proceso de Basile se agotó y dejo una interminable estela de dudas, pero por sobre todas la que marcaba que el jugador argentino ya no era el mismo, y esa “europeización” de la que es “victima” había terminado con... borrar el disco rígido, quitarle la pasión y enfriar la sangre propia de los futbolistas nacidos en estas latitudes, de esas dudas solo quedan restos que terminan de ser sepultados en Marsella y por mucho tiempo, quizas para siempre, por que el jugador argentino está vivo, la llama siempre existió, algo mas sutil en aquellos como el propio Messi o Gago, Zannetti o Heinze, algo mas vigorosa en quienes tienen fuego propio, Mascherano o Teves por ejemplo, esa llama sagrada ahora promete no dejar de iluminar.

Diego Maradona le devolvió los signos vitales a un desvaído combinado nacional, los goles de Gutierres y Messi le dieron la victoria ante un Francia que no se guardo nada y por momentos hasta sufrió en su casa, ahora vendrán los compromisos por eliminatorias y la cara es otra, el equipo demostró que el respeto que alguna vez se supo ganar esta en condiciones de ser refrendado con la dignidad de una equipo que demostró que la vergüenza deportiva existe, y padecerla duele mas que no sentir sed de gloria.



0 comentarios: